Pared de cañas y tierra en América. En la obra de Fray Pedro Simón aparece como una de las primeras voces indígenas que fueron vertidas al castellano a partir de lenguas aborígenes. La define en “Tabla para la inteligencia de algunos vocablos”, su obra, como “Pared hecha de palos hincados, entretejidos con cañas y barro, y en tierras calientes es de solas cañas”.