Nació en España. El 4 de octubre de 1553 ganó la licitación para construir la Segunda Catedral de Bogotá, Colombia, cuya obra debería ejecutar con el alarife Baltasar Diaz, y el obrero Juan Rey. Desde 1553 hasta 1560, trabajó en la Catedral, obra que no pudieron terminar ninguno de los alarifes, y quedó únicamente en poder de Juan Rey. Hacia 1560 se vio obligado, por orden de la Real Audiencia, a regresar a España para hacer vida marital con su mujer.

La segunda Catedral de Bogotá se edificó aproximadamente en el lugar en donde hoy se encuentra la actual. Hacia 1560, se había gastado más de 6000 pesos de ocho décimos y aún la obra se encontraba muy al principio. Como no se supo calcular el espesor de sus muros, se derrumbó en 1565, en vísperas de la inauguración del templo.

Camilo Pardo Umaña: “Las Catedrales de Bogotá”. Boletín de Historia y Antigüedades, Nº 396 y 397. Vol. XXXIV, pp. 695-696. Bogotá, 1947.