Iglesia de Santa Teresa, Cochabamba, BoliviaUn arquitecto jesuita hasta hoy desconocido comienza en 1753 la iglesia del convento carmelita. Este primer templo cuyos muros fueron de hasta de nueve metros, nunca fue terminado. El arzobispo San Alberto insistió en la creación de un edificio religioso en ese mismo terreno, para lo cual llamó al arquitecto Pedro Nogales. En 1791 se comenzaron las nuevas obras de acuerdo al proyecto de dicho arquitecto, aunque recibió algunas modificaciones por parte del ingeniero Martínez de Cáceres desde Buenos Aires. La fachada angosta y alta de Santa Teresa es hermana gemela de la de San Felipe Neri en Sucre, con algunas pequeñas variantes. Dos machones laterales se comunican entre sí por una espadaña más amplia y mejor proporcionada.

Historia del Arte Colonial Sudamericano, Damián Bayón et. al, Ediciones Polígrafa, 1989, p. 277