Religioso de La Merced, peruano. En 1763, cuando tenía 22 años, ejercía como dorador.

ARTE COLONIAL QUITEÑO, RENOVADO ENFOQUE Y NUEVOS ACTORES, Carmen Fernández, et al. QUITO, 2007, p. 183